Procesaron a una concejal K por supuesta explotación sexual

Procesaron a una concejal K por supuesta explotación sexual

La concejal kirchnerista de San Antonio de Areco Angelina Zapico fue procesada por presunta explotación sexual y se le trabó un embargo por 200 mil pesos, según dispuso el juez federalNorberto Oyarbide, que además le impidió salir del país.

Junto a sus padres, su hermana y varios socios, Zapico está acusada por la fundación La Alameda de ser propietaria de una serie de prostíbulos y sitios donde se violaba la ley de trata, entre ellos, el histórico café New Orleans de la avenida Córdoba y San Martín, en el microcentro porteño.

La denuncia fue impulsada por el dirigente Lucas Schaerer, de la fundación La Alameda, que sostiene que la concejal posee al menos cuatro sociedades que son dueñas de bares del centro de la Capital Federal en donde funcionan prostíbulos.

Oyarbide, en la causa 9947/15, firmó el procesamiento a la edil kirchernista de la localidad bonaerense de San Antonio de Areco por violar el artículo 23 de la Ley de Trata de Personas, que es "explotación sexual" y que al ser agravada por su cargo de funcionaria pública le podría significar una pena de cinco a 10 años de prisión.

Así lo detalló La Alameda en un comunicado, y agregó que la concejal y directora de Tierras de la Municipalidad en San Antonio de Areco, de igual modo que "su padre José Antonio, su madreCelsa Concheso Alvarez y hermana Mariana Zapico, además de procesados, fueron embargados en 200 mil pesos y con la prohibición de salir del país".

Oyarbide tomó similares medidas con los demás denunciados por la fundación a mediados de mayo pasado, al tiempo que La Alameda identificó al padre de la concejal como el "creador de la estructura criminal".

De todas maneras, los abogados de los imputados apelaron el fallo del magistrado y deberá resolver la Cámara de Apelaciones tras la feria judicial de invierno.

A fines de mayo, unas dos semanas después de presentada la denuncia penal por Schaerer, Oyarbide dispuso allanamientos a los prostíbulos además de las propiedades de la familia Zapico, entre ellos los campos en San Antonio de Areco, en el nordeste de la provincia de Buenos Aires.

En total fueron 12 los domicilios allanados, cuatro de ellos los prostíbulos camuflados como bares y con habilitación otorgada por el Gobierno porteño.

Los prostíbulos allanados y clausurados, a los que luego la Ciudad les bajó la habilitación municipal, estaban ubicados en Suipacha 919 (a unos pocos metros de la sede de la Conferencia Episcopal); Marcelo Torcuato de Alvear 554 (frente al Plaza Hotel, cerca de la peatonal Florida); Paraguay 779 y el bar New Orleans de la avenida Córdoba 499.

En el domicilio de Suipacha las autoridades encontraron 33 mujeres explotadas y fueron detenidas dos personas, Andrés Cardozo y Segundo Gómez y Ares, quienes días más tarde fueron excarcelados.

En Marcelo T. de Alvear al 500 había nueve mujeres explotadas, en el bar de la avenida Córdoba y San Martín fueron encontradas tres mujeres, mientras que en Paraguay al 700, "ya estaban avisados y se encontraba cerrado" el lugar, indicó La Alameda en el comunicado.

"Todas las mujeres explotadas que fueron encontradas en los allanamientos aportaron similares declaraciones, siempre preparadas por los proxenetas que es la negativa en el ejercicio de la prostitución algo que en la cámara oculta queda en evidencia que no es cierto, por el contrario estaban bajo control de quienes controlaban los prostíbulos simulados como bares", destacó la fundación.

El Juzgado Federal Nº 5 de Oyarbide, secretaría 10 de Pedro Diani, y la Fiscalía Federal Nº 11 a cargo de Gerardo Pollicita siguen adelante con la investigación tras la denuncia de La Alameda, ratificada en una pesquisa preliminar por el fiscal federal Federico Delgado en su momento.

Comentá la nota