El Gobierno busca neutralizar el paro de la CGT con un aumento a los estatales

El Gobierno busca neutralizar el paro de la CGT con un aumento a los estatales
Política | 08/04/2019

La Casa Rosada otorgaría una suba de 3% más un bono de $2000 como compensación por la paritaria de 2018

En otro gesto hacia el sindicalismo para evitar un paro general, el gobierno deMauricio Macri confirmó hoy que negocia una compensación para los empleados estatales nucleados en UPCN y ATE.

"Estamos trabajando en un complemento salarial como parte de la paritaria de 2018, hoy tenemos una reunión al respecto y habrá novedades", afirmó el vicejefe de gabineteAndrés Ibarra luego de la reunión del gabinete nacional encabezada por el presidente Mauricio Macri en Casa Rosada.

Fuentes oficiales afirmaron a LA NACION que la propuesta del Gobierno, a presentarse HOY en la secretaría de Trabajo, sería del 3 por ciento de aumento más un bono de $2000 y un aumento del premio por presentismo. Las negociaciones estarían "encaminadas", según afirmaron un funcionario nacional y fuentes del sindicato.

La "compensación" a los estatales de UPCN -el gremio que conduce Andrés Rodríguez, número tres de la CGT - se suma a l a cesión a las obras sociales de los sindicatos de cerca de $13.000 millones, acordado entre el representante de la CGT, José Luis Lingeri, y los ministros Dante Sica y Carolina Stanley, publicado hoy en el Boletín Oficial. Rodríguez es uno de los jefes de la CGT que se oponen a avanzar en una huelga.

"(La cesión) es la integración de un fondo a partir de deudas existentes, este fondo se va a aplicar a las obras sociales", afirmó Ibarra cuando LA NACION le preguntó si estos fondos irán a "aplacar" los reclamos de la CGT. La central medita si se suma al paro general que planean el camionero Hugo Moyano, las tres CTA y al que podrían adherir los sindicatos de izquierda, y que tiene como fecha tentativa el próximo martes 30 o la primera quincena de mayo.

En el decreto publicado hoy, que lleva la firma del presidente Macri, el jefe de gabinete Marcos Peña y la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, el Gobierno delegó en la Superintendencia de Servicios de Salud parte del Fondo de Asistencia de Emergencia y parte del dinero colocado en bonos Bonar, que llegarían a las obras sociales si es que los gremios apoyan, mediante sus referentes parlamentarios, la ley que regula el empleo no registrado (ingresó el viernes al Senado) y medidas para frenar la litigiosidad laboral. El decreto también establece la creación de la Agencia de Evaluación de Nuevas Tecnologías (Agnet), que servirá como freno a las demandas judiciales millonarias por servicios médicos no prestados por las obras sociales a través del Programa Médico Obligatorio (PMO).