Están en camino los transformadores para poner en funcionamiento la estación “Gran Paraná”

Los equipos miden más de 10 metros de largo y pesan más de 200 toneladas. Enersa informó sobre los avances en la obra que fortalecerá el sistema eléctrico entrerriano.

Se trata de dos transformadores de 300 MVA de potencia y de considerables dimensiones: 10,3 metros de largo, 4 metros de ancho y 6 de alto cada uno, y un peso de 212 toneladas (equivalente a 200 automóviles).

Las máquinas ya han arribado en barco a la terminal portuaria de Zárate (provincia de Buenos Aires). El buque transportador posee tres grúas portantes con las que se realizó la descarga en puerto. El primer transformador fue descargado de manera directa sobre un tráiler articulado de 12 ejes con ocho ruedas cada uno, y el segundo sobre un tráiler de 17 ejes y ocho ruedas cada uno. Para el transporte final hacia la estación transformadora, los equipos serán trasladados en camiones denominados “carretones”, de 25 ejes y ocho ruedas cada uno.

Dada la magnitud de estos transformadores, y como la velocidad máxima de traslado será de 25 km/h, se estima que llegarán a Paraná en, aproximadamente, 10 días. Toda la logística del transporte en ruta ha sido coordinada por Enersa y Vialidad Provincial y Nacional.

Antecedentes

La Estación Transformadora de 500 / 132 kV “Gran Paraná” es una obra financiada por el Banco Interamericano de Desarrollo (B.I.D.) y por la Provincia de Entre Ríos a través de un convenio firmado por el gobernador, Sergio Urribarri, y el ministro de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios, Julio De Vido.

La instalación de estos dos transformadores es considerada un hecho fundamental, ya que representa un importante grado de avance que se completará cuando se realice la conexión en 500 kV, intercalando la nueva estación con la línea existente que une Salto Grande con Santo Tomé (Santa Fe).

La empresa aseguró que son múltiples los beneficios que esta obra presenta: beneficiará a más de 1 millón de habitantes; mejorará considerablemente el sistema de transporte en extra alta tensión; otorgará mayor sustentabilidad y seguridad a la demanda del consumo de energía, que en la provincia está por encima de la media nacional; se contará con una mayor disponibilidad de energía eléctrica para abastecer a la región oeste de la provincia de Entre Ríos, lo que evitará restricciones en el abastecimiento a dicha zona (la nueva ET tendrá una disponibilidad inicial de 600 MVA, lo que asegura el suministro en un horizonte de más de 20 años) y acompañará el desarrollo económico de la región al generar nuevas inversiones que posibiliten el crecimiento del sector productivo de Entre Ríos.

Coment� la nota