¿Aire fresco para el caliente Conurbano? Gendarmería debuta en cuatro distritos de zona Sur

¿Aire fresco para el caliente Conurbano? Gendarmería debuta en cuatro distritos de zona Sur

¿Será la solución? Difícilmente. Lo cierto es que hoy empiezan a llegar las fuerzas federales al Conurbano bonaerense, tal como acordaron la Gobernadora María Eugenia Vidal y el presidente Mauricio Macri. El ministro Ritondo confirmó los cuatro distritos en los que arranca el operativo.

El titular de de Seguridad afirmó que se busca ser “dinámico” y agregó que “se implementará el desembarco de Nación en 33 distritos de la provincia de Buenos Aires”, aunque informó que la primera parte de la medida se llevará adelante hoy en la Zona Sur, más precisamente en Lomas de Zamora, Lanús, Avellaneda y Quilmes.

Vale destacar que distritos que tendrán mayor cantidad de efectivos serán Lomas de Zamora, San Martín, Morón y Lanús. ¿Por qué? Porque, a diferencia de años anteriores, no se usará la lógica de distribuir agentes conforme a la densidad poblacional, sino que utilizarán las estadísticas sensibles del “Mapa del delito”. 

En ese sentido, los territorios gobernados por Martín Insaurralde, Gabriel Katopodis, Ramiro Tagliaferro y Néstor Grindetti serán los priorizados, ya que están señalados como los “más urgentes” entre los 31 municipios a los cuales alcanzará la medida.

“Aspiro a que haya un trato equitativo con la distribución; de lo contrario, lejos de ayudarnos, nos estarían perjudicando, porque en lugar de combatir el delito lo estamos corriendo”, dijo a La Tecla el jefe comunal de Avellaneda enrolado en el FpV, Jorge Ferraresi, a la espera del debut de hoy.

Ferraresi le puso un piso a la ministra Patricia Bullrich al exponer un dato: “La vez que se aplicó un programa muy similar a éste, sobre un total de 2.000 agentes que mandó el gobierno bonaerense, a Avellaneda llegaron 200 oficiales. Si ahora anuncian 6.400, esperamos más”.

Además, el intendente de Quilmes, Martiniano Molina, celebró la llegada de Gendarmería al conurbano porque aseguró que "hay zonas muy difíciles" y destacó que su municipio en materia de seguridad está haciendo todo lo posible para que "la gente pueda salir a la calle" sin peligro. 

"En Quilmes hay zonas muy difíciles, pero hoy tenemos más presencia policial en la calle. Además, estamos trabajando con los fiscales, mejorando el tema de las cámaras, el monitoreo y la llegada de la Gendarmería al conurbano es un alivió", expresó Molina. Por eso, agregó que "la tarea que lleva adelante el municipio en materia de seguridad tiene como objetivo que "la gente pueda salir a la calle" sin peligro.

Días atrás, al igual que sus colegas, el jefe comunal de Almirante Brown no escondió su satisfacción por el envió de más fuerzas federales. "Necesitamos que lleguen para quedarse y llevarles tranquilidad a nuestros vecinos del distrito y el resto de la provincia de Buenos Aires", aseveró el intendente del PJ.

Más allá de la alegría de los alcaldes, al propio ministro de Seguridad no le convence demasiado la medida, o al menos no la siente como una solución al problema, sino que la toma simplemente como "un parche". 

En una entrevista concedida a La Tecla, cundo la medida aún no había sido anunciada pero sí se escuchaba el pedido de los jefes comunales, Ritondo resaltaba que "Varios de los que piden Gendarmería son los que se quejaban porque las fuerzas federales no tenían comunicación con las fuerzas provinciales. Contar con una Policía militarizada de frontera no puede ser una solución para tener seguridad urbana", expresaba.

Y destacaba que "lo que tenemos que tener es una mejor Policía, más capacitada y de mayor excelencia. Cuando se piensa solamente en la cantidad y no en la calidad, vamos mal. Hay muchas cuestiones que hacen a la formación policial que hay que atender, entre otras, el equipamiento". 

En tanto, desde el massismo, fustigaron la decisión con dureza: "Ya mandaron 7.000 gendarmes, prefectos y policías federales y nada cambió, al contrario, los índices delictivos siguen creciendo. Cambiemos sigue atendiendo el marketing de la inseguridad en vez de combatirla", afirmó el senador Jorge D’Onofrio. 

En esta línea, apuntó que la "Gendarmería es una fuerza federal específica para el cuidado de las fronteras. Si la traemos al Conurbano significa que perdimos la guerra contra el narcotráfico en la frontera".

Coment� la nota